Permitir el ingreso a tu hogar se puede hacer de otras maneras como, por ejemplo: cerraduras automáticas, uso de tarjetas magnéticas, reconocimiento facial ... dando mayor control y protección de quien entra tu hogar, configurando notificaciones, alarmas entre otras.

Control de acceso